© Pilar Alberdi. Escritora. Licenciada en Psicología (UOC). Cursando Grado en Filosofía (UNED)

domingo, 8 de junio de 2014

DEMOCRACIA Y VALORES


Por: Pilar Alberdi

Que las principales portadas de los medios periodísticos apenas nombren a los miles de participantes en las manifestaciones de ayer en numerosas ciudades españolas solo habla de la necesidad de estos medios de plegarse, incluso con censuras como las que ha habido, al mismo poder al que sirven, y que puede detectarse con observar quienes están en el accionariado de estas sociedades en las que en los últimos años han entrado bancos. Los mismos que favorecieron la gran estafa de las "Preferentes", los que fueron “salvados” mientras las personas eran llevadas al paro, los desahucios y suicidios, y que hoy tengamos entre otros amargos e increíbles saldos contables el de que las dos terceras partes de los niños españoles pasan hambre y el número de personas sin trabajo ascienda al 26% de la población y en que en el caso de los jóvenes llegue al 55%.
Por si fuera poco, intentaron ocultar la pobreza que ellos mismos creaban multando a las personas que buscaban comida en los contenedores de basura o que tocaban música en la calle. Y no han sido un año ni dos, la gran crisis en la que se ha caído muestra que empezaba por las instituciones que se han ganado a pulso, con su indolencia, desprecio y falta de respeto a los ciudadanos, la distancia que hoy separa a la monarquía y a los partidos mayoritarios de la gente.
Estamos viviendo un tiempo histórico. Creo que vamos hacia una nueva realidad, quizá, seguramente, hacia un Frente Amplio que reúna a distintas plataformas sociales y algunos partidos políticos o a las escisiones que se produzcan en otros y que reclame lo que es de rigor, para empezar la auditoria de la deuda, para saber cuál es la parte legítima que nos tocaría pagar, al margen de los entramados corruptos que la dejaron como actualmente está. Por otro lado, acabar con las intenciones de privatizar la riqueza nacional. Aunque no lo han conseguido, lo han intentado con la sanidad y la educación.Lo están haciendo con los Registros Civiles; ahora, parece que le tocará a los ferrocarriles. Así, lo han dicho esta semana, incluso utilizando "eufemismos" como el de "liberalizar a los ferrocarriles". No voy a sumar más palabras, pero hay que acabar con las contratas a dedo, con los sobres y las comisiones a los partidos, con la evasión de capitales hacia los Paraísos Fiscales, con las Sicav que favorecen a los que más tienen, con la alta subida de impuestos; hay que reformar el sistema fiscal,tocar la justicia hasta donde haga falta para garantizar la igualdad ante la ley, cambiar los últimos decretos sobre la reforma laboral y la de las pensiones, pues de lo contrario, el bajísimo salario y la precarización hará imposible que los jóvenes tengan una vida digna y que los mayores vivan decorosamente sus últimos años. Estas, entre otras muchas medidas.
Las urnas hablaron alto y claro en las últimas elecciones europeas y hablarán más, si no se llega antes a la apertura de un Proceso Constituyente.
Sin más palabras, la imagen es de la manifestación de ayer en Málaga. Entre las consignas que se cantaron con referencia a la abdicación del rey y a su sucesor: «No somos un cortijo,/ España no se hereda». Fue un atardecer de fiesta, de responsabilidad cívica y de ciudadanos exigiendo sus derechos.

5 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo con todo lo que expones, querida Pilar.
    Repasando el programa de PODEMOS, tiene unas directrices que marcan una nueva época pues recuperar y conquistar, la economía, la libertad, la igualdad, la fraternidad, la soberanía y la tierra, eso todo eso y alguna cosa más es construir una democracia, que esto que llaman democracia actualmente es una gran mentira que nos vendieron con La Transición no Transitada.
    Espero y deseo poder ver a una verdadera democracia del pueblo y para el pueblo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, Javier, "Podemos" ha sabido interpretar los sentimientos de muchas personas, ha visto claramente eso que Gramsci llamó "movimiento cultural en marcha" y sin retorno, por supuesto, y que también podría traducirse por otro concepto como cambio de "hegemonía". Es decir, quienes detentan el poder lo irán perdiendo, habrá que añadir que por sus propios méritos, es decir por la indefensión a la que han sometido a las personas y al hecho de que estas han reaccionado. No en vano, quienes han creado Podemos son profesores de Ciencias Políticas, están situados a la izquierda, tienen experiencia, y conocen muy bien -entre otros autores- al que acabo de citar y también a través de este a Croce.De ahí que utilicen palabras como "casta" y otras, en sustitución de las que ya están desgastadas por el significado que se les ha dado, o por las intencionalidades que se les ha podido fijar.
      Pero yo quiero quedarme, primero con esa foto de Málaga con la que da inicio mi artículo, con la gente que convocó esas manifestaciones en España, y con la imagen de hoy, de varios diputados diciendo "No" en el Congreso, entre ellos los de Izquierda Plural, que mostraron las palabras: #ReferendumYa Creo que con actitudes coherentes y responsables se puede hacer buena política.
      También me gustaría valorar a esas personas, la mayoría bastante mayores, que querían expresar hoy su protesta frente a la puerta del Congreso y les fue negada la posibilidad de acercarse. La Democracia no puede ser votar cada cuatro años ni tener la opción de ir de visita un día al año. Es más que eso. Y si una mayoría de políticos no ha querido enterarse, ahora les tocará despertar a la fuerza.
      Pero esta forzada crisis, que tantos males ha traído, también dejará algo bueno, la repolitización de la gente y la renovación de los partidos.
      Estamos en un final que es a la vez un principio, y yo creo que esperanza no nos falta.
      Un abrazo, Javier.

      Eliminar
  2. Solo hay dos maneras de encular a una mosca: con su consentimiento o sin el, y está claro que, por mucho que volemos, no nos vamos a librar.
    Intelligentia pauca...
    Un abrazo y perdón por la ordinariez.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas noches, Ángel. Perdonado, por supuesto. Amamos la poesía, los haikus por los que sentimos predilección, la belleza, la bondad, la serenidad, no hay más que pasar por tu blog, conocer tus preferencias a las que sumo las mías, pero porque amamos todo esto, es que también nos rebelamos contra la injusticia.
      Heráclito desesperaba cuando oía a la gente pedir que no hubiera injusticia porque sin ella no existiría el sentido de la justicia.
      Saludos, Ángel. Un abrazo. Leamos un bello haiku y levantemos la voz, también.

      Eliminar
    2. Gracias Pilar.
      Buena medicina son los haikus.
      Un abrazo.

      Eliminar

Gracias por dejar tu opinión.